Categorías

Patrimonio da el visto bueno al anteproyecto de la plaza Amantes

La nueva propuesta de Linazasoro modifica la idea inicial para adaptarse al PERILa Comisión Provincial de Patrimonio Cultural dio ayer el visto bueno inicial al anteproyecto de reforma de la plaza Amantes, en una reunión en la que compareció el arquitecto José Ignacio Linazasoro para explicar el diseño que plantea para este espacio, con una fuente de cerámica al pie del Mausoleo como elemento singular. La posición favorable de Patrimonio se refiere a los criterios básicos de la propuesta en trámite de consultas, ya que el dictamen definitivo de la comisión se emitirá cuando se presente el proyecto de ejecución.
El anteproyecto difiere notablemente del presentado en septiembre de 2008, cuando Linazasoro ganó el concurso de ideas convocado por la sociedad municipal Urban Teruel SA y el Gobierno de Aragón. El planteamiento original ha sido modificado para adaptarse al Plan Especial de Reforma Interior (PERI) del Centro Histórico y al proyecto de rehabilitación de la casa Hinojosa, promovido por particulares.
El arquitecto donostiarra expuso ayer tarde el proyecto básico en un acto celebrado en el Colegio de Arquitectos. Linazasoro explicó que una de las
principales modificaciones afecta a la fuente, que en la idea inicial se ubicaba bajo la casa Hinojosa y tenía forma inclinada y ahora se sitúa al fondo de la plaza, bajo el Mausoleo de los Amantes. Sobre una base vertical de cerámica inspirada en los cuadros de Paul Klee, que diseñará Toni Cumella, la fuente formará una lámina de agua con pequeñas “cascadas” originadas por los relieves del material.

Escalera
En el nuevo diseño, además, aparece “un nuevo elemento”, una escalera que partirá desde la zona central de la plaza para comunicar con la explanada ante la casa Hinojosa, en el lateral izquierdo, que de esta forma “queda integrada en el recorrido de la plaza”, según el arquitecto.
Bajo la escalera se habilitará un porche al que recaerán los locales comerciales de la casa Hinojosa, en paralelo a la estructura porticada del edificio municipal ubicado en el lado opuesto.
Con este diseño, “se simplifica la plaza, que tendrá un solo nivel, y se consigue más espacio de un extremo a otro”, comentó Linazasoro.
En cuanto al ascensor que conectará con la calle Matías Abad, se ha buscado también una nueva solución, con la creación de un pasadizo que, partiendo del fondo del porche del edificio municipal, pasará bajo la calle y enlazará con el ascensor del Mausoleo de los Amantes. De esta forma, se evita instalar otro elevador exterior, como se preveía inicialmente, con los problemas de mantenimiento que generaría su ubicación en la vía pública.
Con respecto a los materiales, el arquitecto comentó que el pavimento será de piedra, con diferentes tratamientos en función de los espacios.

Cerámica
La cerámica tendrá un gran protagonismo, ya que se empleará no sólo en la fuente, sino también en la balaustrada de la escalera y de la plataforma ante la casa Hinojosa, que estará formada por cilindros que diseñará también Toni Cumella. “Estamos estudiando un diseño especial, relacionando las piezas con los elementos cerámicos de la torre de San Pedro, en tonos verdes”, afirmó Linazasoro.
El arquitecto señaló que, con estos cambios, el anteproyecto se adaptar al PERI del Centro Histórico, que no sería necesario modificar.
El director general de Patrimonio Cultural, Jaime Vicente Redón (PSOE), comentó que la actual propuesta “mantiene la fuente como elemento fundamental pero no un lateral, sino como un muro final al entrar a la plaza”. A su juicio, en este punto queda “mejor ubicada”.
El proyecto básico fue entregado a la sociedad municipal Urban el pasado mes de diciembre. El alcalde de Teruel, Miguel Ferrer (PAR), comentó en una reciente entrevista que su objetivo es que las obras de reforma de la plaza puedan licitarse antes de que finalice el año 2010.
La remodelación será financiada por el Departamento de Política Territorial, Justicia e Interior del Gobierno de Aragón, de acuerdo con el compromiso adquirido por el vicepresidente del Ejecutivo, José Ángel Biel (PAR), que planteó abordar las obras una vez que concluya la reforma de la plaza Domingo Gascón, donde la DGA construye un edificio subterráneo destinado al ocio.
La plaza Amantes fue reformada por última vez en los años 60. Actualmente se encuentra muy deteriorada y no cumple la función de espacio público de estancia, que la propuesta de José Ignacio Linazasoro pretende recuperar.
El visto bueno de Patrimonio a los criterios básicos permitirá completar la redacción del proyecto.

EVA RON / Teruel

Los comentarios están cerrados.