Categorías

Educación propone que cuarto de la ESO sea un curso orientativo

Reunión de la Conferencia Sectorial de EducaciónEl ministro de Educación, Ángel Gabilondo, propuso ayer en la Conferencia Sectorial de Educación que el último curso de la enseñanza obligatoria (cuarto de ESO) sea de orientación, con perfiles hacia Bachillerato o FP, y que los cambios normativos pertinentes requieran dos tercios del Parlamento.
Quienes al terminar tercero de ESO no estén en condiciones de acceder a ninguna de esas opciones podrán repetir este curso, con los refuerzos adecuados; cursar un programa de diversificación curricular o un Programa de Cualificación Profesional Inicial (PCPI) de dos años, que ahora comienza al terminar la ESO sin titulación.
Al finalizar cualquiera de las dos opciones de cuarto de ESO (Bachillerato o FP), el alumno obtendrá el título de Graduado, lo que le permitirá proseguir en los estudios postobligatorios.
La duración del Bachillerato (que continuaría formalmente en dos cursos) queda “reforzada” por la opción de orientación del último curso de ESO, lo que permitiría que cumpla “mejor” sus funciones, según el documento de cien medidas para un Pacto Social y Político por la Educación que Gabilondo ha presentado hoy a los consejeros autonómicos.
Se establecerán “convalidaciones recíprocas” entre las materias de Bachillerato y de FP para facilitar el cambio de opción de los alumnos que lo deseen.
La idea es “un sistema con mucha flexibilidad y transversalidad, que permita las pasarelas”, también entre FP y la Universidad, y el estudiante no quede “encerrado” en una primera opción formativa, ha señalado Gabilondo en la conferencia de prensa posterior a la conferencia sectorial.
En sexto de Primaria y tercero de ESO se realizará una evaluación de diagnóstico de las competencias básicas por el Instituto de Evaluación a todos los estudiantes de estos niveles, con carácter formativo, orientador y de refuerzo educativo. Ahora son en cuarto de Primaria y segundo de Secundaria.
El documento, elaborado a partir de las propuestas de CCAA y comunidad educativa, habla de promover contratos-programa plurianuales entre las administraciones educativas y los centros con vistas al éxito de todos los alumnos.
Anualmente se presentarán medidas específicas para objetivos concretos vinculados a una memoria económica, con aportaciones del Gobierno central y de los autonómicos, con la idea de alcanzar en 2015 la inversión media en educación de la UE.

EFE / Madrid

Los comentarios están cerrados.