Categorías

Los profesionales dicen que hay un exceso de normativa

La mesa técnica analiza si la legislación es acorde al momento

Los profesionales relacionados con el sector de la construcción en Teruel pusieron ayer de manifiesto la “excesiva normativa”, que existe relacionada con la edificación. En la mesa técnica de las II Jornadas del Sector de la Construcción en la Provincia de Teruel, celebradas ayer se planteó la pregunta: ¿Es acorde la legislación vigente con la situación presente y futura del sector?.
En la mesa se tocaron temas como la Ley del Ruido, la nueva Ley Urbanística de Aragón (LUA), la Ley de Residuos o la normativa sobre densidades.
También se planteó si estas normas se adecuan a lugares como la provincia de Teruel o están pensadas más para las grandes ciudades.
En la mesa moderada por Javier Gamón, presidente de la Asociación Provincial de la Construcción, participaron Felipe Ruiz, secretario general de CEAC; José Antonio Virto, presidente en Teruel del Colegio Oficial de Arquitectos de Aragón o José Juan Salvador, presidente del Colegio de Aparejadores, Arquitectos Técnicos e Ingenieros de Edificación de Teruel.
También tomaron parte Sergio Fernández, presidente del Colegio Oficial de Ingenieros Industriales de Aragón y La Rioja en Teruel; Juan Valenciano, delegado en Teruel del Colegio de Ingenieros Técnicos Industriales de Aragón e Ismael Villalba, representante provincial de Teruel del Colegio de Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos.
Ismael Villalba apuntó que un fallo del sector de la construcción es que “se legisla demasiado” y una consecuencia de esto va a ser que “se va a judicializar mucho”. En este sentido, José Antonio Virto llamó la atención sobre la “responsabilidad”, porque “es fácil legislar pero luego no se hace cumplir la ley”.
Sergio Fernández llamó la atención sobre la “verderización” del sector, porque la actual normativa tiende a ser “verde”. Leyes como la del ruido o normativas como la de la eficiencia energética son a veces contradictorias o suponen un gasto innecesario. Por ejemplo, una placa solar tarda 25 años en amortizarse y una caldera de condensación, que también contribuye a disminuir el consumo energético, se amortiza en tres años.
También se habló sobre la edificabilidad y se puso de manifiesto por ejemplo que se atienda a número de viviendas por hectárea en vez de la edificabilidad en un momento además en que se están demandando viviendas pequeñas debido al nuevo modelo de familia.
El papel que afrontan los promotores con la nueva LOU y los costes de urbanización fueron otros temas que se abordaron.

P. F. / Teruel

Los comentarios están cerrados.