LA “VIA PERIMETRAL DE BARRIOS” ENTRA EN SERVICIO.
La Federación de Asociaciones de Vecinos “San Fernando”, las Asociaciones que constituyen la misma y muy especialmente las Asociaciones de la Fuenfresca, San Julián, Arrabal, Carrel y San León, manifiestan su satisfacción por la puesta en servicio de la “Vía Perimetral de Barrios”. Hace más de veinte años que se venía hablando y reivindicando la construcción de una “ronda” que uniera ésta parte de la Ciudad, acercando a los barrios por la que discurre y descongestionando el Centro. Hace veinte años se dieron los primeros pasos, recogiendo en el planeamiento la idea y abriendo el camino conocido popularmente por la M-30, que discurría por terrenos municipales y que serviría de avance en parte por su proximidad al trazado actual de la “Vía Perimetral” que a partir de ahora podemos utilizar. Las obras comenzaron en julio de 2006 y han tenido un presupuesto de 16,5 millones de euros. El trazado se inicia en la carretera de Alcañiz frente al colegio Las Anejas y desemboca por el camino de Santa Bárbara en la avenida de Sagunto, en la Fuenfresca. Tiene 3.070 metros de longitud. La anchura de la vía es de 16 metros con cuatro carriles para vehículos de 3 metros. En el lado más próximo al casco urbano hay un carril bici de 2 metros de ancho y una acera de 2,5 metros separada de la calzada por una barrera. Entre las obras de fábrica más importante destacan el falso túnel de 40 metros bajo las escaleras del cementerio, y el viaducto de 240 metros de longitud a 500 metros de la entrada de la carretera de Alcañiz. Tras exponer las principales características de la “Vía Perimetral”, desde la Federación reiteramos lo manifestado en público y privado a los distintos miembros de las Corporaciones responsables del proceso, aprobación del trazado, disponibilidad de terrenos, expropiaciones, adjudicación de proyecto, modificación una vez adjudicado, ejecución de obra y finalización de la misma. Las observaciones y críticas que relatamos a continuación queremos dejar claro que las hacemos desde la idea de contribuir a la claridad, el conocimiento de los ciudadanos y la mejora de uno de los proyectos de infraestructura más importante realizados durante los últimos años en la Ciudad, siempre desde nuestro punto de vista y el de muchos vecinos que así se han pronunciado. En primer lugar nos referimos a los presupuestos de la obra: Se adjudicó por 8,6 millones de euros, se propuso la modificación del proyecto por la empresa adjudicataria inmediatamente después de su adjudicación, manifestando que la variación de presupuesto sería mínima (las manifestaciones las realizaron los máximos responsables municipales), nosotros que estamos de acuerdo con la modificación de 2 a 4 carriles, nos sorprende que una obra adjudicada por 8,6, hoy sepamos que el presupuesto es de 16,5 millones de euros, ¿ será ésta la cifra última?; a los ciudadanos, como contribuyentes que con nuestros impuestos pagamos ésta obra, nos gustaría saber cuanto se ha pagado por expropiaciones, permutas y compromisos de modificaciones urbanísticas si las hubiere; hemos denunciado en múltiples ocasiones que el inicio de la vía frente al colegio de Las Anejas, representa un peligro fácilmente evitable si el inicio se hubiera producido unos centenares de metros más arriba en dirección a Alcañiz.

¿Cuándo se realizará la tantas veces anunciada prolongación hasta la A-23?; somos conscientes que la pendiente existente desde Fuenfresca a San Julián se encuentra dentro de lo establecido legalmente para desniveles en carreteras, es del 7% y el máximo si no recordamos mal es del 9%, pero creemos que dado que se trata de una vía urbana que el futuro se convertirá en una calle más, nunca debería haber superado el 5%, no solamente por razones de invitación a la velocidad, también por la climatología de la zona; dudamos que las explicaciones de los técnicos disipen las preocupaciones de los vecinos, especialmente de San Julián y su “Rambla”, ante posibles avenidas de agua de las ramblas próximas; las conexiones con San Julián, Arrabal, Carrel y la citada con carretera Alcañiz, son manifiestamente mejorables; nos sorprende el anuncio fijo de “peligro de desprendimientos” en una obra nueva; el carril bici, aparece y desaparece, esperamos se dé continuidad lo antes posible; otras observaciones que los vecinos han manifestado son: las características de la barrera que separa la acera y la calzada, así como los pasos de peatones elevados. Una vez expuestas las consideraciones que al proyecto realizamos con la única intención de contribuir a la mejora y a la trasparencia de un proyecto del que se ha hablado y escrito mucho y del que hoy podemos felicitarnos los turolenses al ser realidad un antiguo deseo convertido en la respuesta a la demanda actual de hacer más fácil la movilidad por nuestra Ciudad.